El Complejo Deportivo de Tenerife Santa Cruz Ofra ha decidido adaptarse a las restricciones sanitarias aprovechando las posibilidades que brinda el exterior de la instalación para la práctica de la actividad física al aire libre.

La entrada en vigor de las nuevas normas sanitarias, que han implicado el cierre total de la piscina y la reducción del 33% del aforo en el interior del centro, ha supuesto un revulsivo para todo el equipo de complejo que ha decidido buscar alternativas para optimizar los recursos y, sobre todo, evitar que los usuarios se queden sin realizar actividad física.

Al espacio cardio exterior ya habilitado, se ha unido ahora una zona de TRX y varias actividades dirigidas como bodycombat, GAP y aerobaile, que se imparten al aire libre con una gran acogida por parte de los usuarios.

Además, la actividad en las pistas de tenis y pádel continúa desarrollándose con normalidad con los cursos de estas modalidades deportivas que se ofertan para todas las edades y con la posibilidad de alquilar las pistas tanto para abonados como para las personas que no lo son. Y para los aficionados a atletismo, está a su disposición una pista de casi 700 metros.

Volver